cabecera aqui blog

¿No tenemos que recordar a Genaro Flores?

AddThis Social Bookmark Button

tribuna

Rafael Puente*

Viernes, 30 de agosto de 2019

Ha muerto Genaro Flores, un hombre al que es imprescindible recordar, quizás hoy más que nunca, no sólo porque fue el fundador de la Csutcb, sino sobre todo por el espíritu con que lo hizo. No acabábamos de salir del nefasto Pacto Militar-Campesino, creado por el presidente Barrientos; no acabábamos de superar aquel Sistema de Mayo, estaba fresca la Masacre de San Juan; había caído el presidente Torres y con él la Asamblea Popular (en la que sólo había un 11% de delegados campesinos; pero ya era un avance); y se nos vino la brutal dictadura de Banzer (ente cuyas “hazañas” resalta la Masacre del Valle); está fresco el Manifesto de Tiwanaku; se prepara la huelga de hambre iniciada por cuatro valientes mujeres de las minas (y que se volverán multitud). Y en ese momento de recuperación incierta de la autonomía del movimiento campesino, con una combinación de balbuceos, diversidades (y sabotajes), aparece Genaro Flores y nos cambia el país (para bien).

Y es que Genaro tuvo el inolvidable mérito de ser un dirigente que estaba en constante contacto con las bases y con cero sectarismo; justo lo que necesitábamos en esos momentos. Empieza poniendo en marcha el Movimiento Revolucionario Túpaj Katari (el Mrtk), pero sin ninguna pretensión hegemónica. De hecho, Genaro recorre todo el país —no practica ningún aymara-centrismo—, dialoga con dirigentes y bases y logra un acuerdo nacional para la creación de la Confederación Sindical Única de Campesinos de Bolivia (conservando lo de Túpaj Katari para la Federación de La Paz). 

 Mostrando consciencia sindical, criterio político y conocimiento del país, esa Csutcb empieza a jugar un papel protagónico (pero nada sectario, ahí están  las relaciones positivas de dicha Confederación con la Federación de  Colonizadores, que ya llevaba años funcionando).

Genaro sabe reunir lo “campesino” y lo “indígena” y hace todo lo posible para reunir lo  “colla” y lo “camba”; también reúne lo “obrero”, y lo “campesino” incorporando la Csutcb a la COB; promueve el bloqueo nacional contra las medidas de la presidenta Lidia Gueiler; y formula esa novedad que fue la Corporación Agropecuaria Campesina (Coraca). ¡Qué falta nos haría hoy un líder como él!

Demasiado pronto, cuando todavía era suficientemente joven y ya era suficientemente experimentado, una bala asesina de la gente de García Meza le dañó la columna y lo condenó a casi 40 años de silla de ruedas. Desde esa silla, Genaro seguía dirigiendo y seguía pensando, pero le mutilaron una herramienta esencial de su tarea de dirigente, que era el contacto permanente con las bases (de todo el país). En silla de ruedas eso ya era imposible y, poco a poco, Genaro se fue debilitando, pero no por falta de convicción y consecuencia (que nunca le faltaron), sino por ese nefasto aislamiento.

Y poco a poco su presencia dirigente se fue debilitando, pero no por eso vamos a olvidar lo mucho que le debemos; personalmente le estaré siempre agradecido (junto a Filemón Escóbar) porque me hizo entender lo que es nuestro país y la forma de organizarnos para liberarlo, y cuando me nombró asesor de la Csutcb, en realidad el asesorado era yo…

Su muerte resulta ser un descanso merecido, pero también era el momento adecuado para reconocer y agradecer todo lo que le debemos. No me explico que el actual gobierno haya podido estar ausente de sus funerales; me parece una muestra más del sectarismo masista, del desprecio por todo lo que hicieron líderes históricos anteriores, de la pérdida de calidad y profundidad con que en tiempos de Genaro se iba desarrollando la conciencia indígena-nacional, en busca de unidad y no de sectarismo.

¡Gracias a Genaro Flores, y gracias a su familia que siempre supo acompañarlo! ¡Ukamau!

*Miembro del Colectivo Urbano por el Cambio (CUECA) de Cochabamba 

Síguenos a través de:

facebook icontexto inside icon  twitter-logo-enelpc

Visitas

12423644
Hoy
Ayer
Esta semana
Este mes
Total
7039
9377
39782
130440
12423644